GONZALO GODOY

Posted by Publicadas por NINO

“No sé cómo explicar lo que me sucede”

Apenas 22 años y pocas emociones en su vida profesional. A Gonzalo Godoy la realidad le está dando una cachetada constante en las últimas horas. Se está dando cuenta de lo que es ser una persona pública por primera vez y le gusta.

En la cancha de Banfield tuvo que entrar por el lesionado Lembo y antes que terminara el primer tiempo se despachó con el segundo gol de los tricolores y además conformó una última línea de Nacional (con Coates) que funcionó a la perfección. Godoy fue tapa de todos los diarios y suplementos deportivos y todavía no puede creer que justo él sea el protagonista principal de la historia soñada. Este es un momento ideal para que sus compinches Muñoz, "Ojota" y Varela le mantengan, como hasta ahora, los pies sobre la tierra. Ultimas Noticias fue en busca de Godoy apenas pisó suelo uruguayo tras su noche inolvidable en tierras argentinas.

-¿Cómo estás viviendo las horas posteriores al triunfo en Buenos Aires?

-Uno siempre espera poder tener buenas actuaciones, pero la verdad es que lo de la otra noche fue algo soñado para mí. Me están pasando muchas cosas por la cabeza en este momento.

-¿Qué es lo principal que recordás por estas horas?

-Lo principal es el sacrificio que tuve que pasar de chico. Cuando entrenábamos sin nada en las inferiores de Cerro y de repente me encuentro en la Primera de Nacional. Es demasiada cosa junta.

-¿Pudiste ver las tapas de los diarios?

-Sí, sí. Es increíble. Todos quieren hablar conmigo, aparezco en la tapa de los diarios. Es una emoción constante. No sé cómo explicar lo que me sucede. Es como satisfacción por lo que estás haciendo. No encuentro las palabras para describir lo que se siente.

-¿Habías vivido esto en alguna otra ocasión en tu vida?

-Lo de Cerro en la Liguilla también fue especial, pero esto que pasó ahora tiene el aditivo que fue inesperado, porque yo estaba en el banco tranquilo.

-¿Qué pensaste cuando viste a Lembo tirado en la cancha?

-En ese momento estábamos sentados en el banco, tranquilazos (sic), pero con un frío tremendo. Al principio cuando lo sacaron en el carro todos pensamos que iba a volver, pero de repente alguien avisó que no podía seguir y ahí me llamaron para entrar. Estaba frío como el hielo pero tenía unas ganas bárbaras.

-¿Cuánto tardaste en entrar en calor?

-Nada, enseguida. ¿Sabés lo qué es estar ahí? Pegué dos piques y ya estaba listo.

-Terminaste formando una dupla de zagueros, muy juvenil, que fue impasable.

-Coates es joven, pero con toda la experiencia que tiene encima parece un veterano. En las prácticas ya habíamos jugado juntos y nos entendimos bien. Es un gran jugador.

-¿Cómo fuiste viendo la jugada de tu gol?

-Fue medio sucia, con un rebote que hizo que la pelota me quedara de frente al arco. Noté que Mario (Regueiro) no me vio y le grité "dejala, dejala", porque a él le iba a quedar para su pierna inhábil. Al principio le iba a dar fuerte, pero sobre la marcha cambié de opinión y salió ese remate.

-¿Te acordás del festejo o es un momento en el que tu mente quedó en blanco?

-No sabía para dónde arrancar de lo contento que estaba. Primero fui para la tribuna de Nacional y después me fui a abrazar con los compañeros que estaban en el banco.

-¿Había muchas llamadas en tu celular después del partido?

-Mensajes había una cantidad enorme. Después llamó mi padre, cuando ya estábamos en el vestuario. Estaba contento, lo mismo que mis tíos. Además estaba mi mujer al lado y pudimos festejar juntos. Yo no quería que viajara, pero la mujer de Varela insistió y ahora parece que la voy a tener que llevar a todos lados.

-¿Ella estaba en esos ómnibus que apedrearon?

-No, no. Por suerte ella iba en un bus que fue escoltado por la Policía y a ellos no les pasó nada. Nosotros estuvimos como dos horas para salir porque en un momento se había puesto salado (sic) porque tiraban piedras de todos lados.

-¿Te molesta estar jugando tan poco?

-Siempre querés estar. El asunto es que teniendo tanto talento adelante se me complica. Pero también me motiva para que cuando me toque jugar tenga que estar bien y no desaprovechar las chances que me brinden. Con Coates y Lembo adelante no es fácil jugar, tenés que ganarte un lugar y sólo podés hacerlo entrenando a muerte. Ahora estábamos hablando con Alejandro que tendría unas semanas afuera, pero ojalá pueda recuperarse antes porque es un gran jugador y no se merece una lesión así. Antes lo veía por televisión y ahora lo tengo de compañero.

ULTIMAS NOTICIAS



CALIFICA: 
Image Hosted by ImageShack.us

Ingrese su dirección de email:

Delivered by FeedBurner

Image Hosted by ImageShack.us